Has pensado....

: : : ―Deberías ver los ojos de Axel ―contesté dándole la espalda mientras caminaba hacia la ventana que (no fue ninguna sorpresa) estaba cubierta por tablas.
«Incluso tú llorarías al ver esos ojos.» : : :

viernes, 23 de marzo de 2012

Road trip

Road trip.
Los viajes terrestres son pesados, agotadores y en ocasiones hasta incómodos.
También son bastante relajantes y sirven para liberar tensiones y despejar nuestras mentes, tan acostumbradas a llevar un ritmo acelerado de vida y de pensamiento.
Llega el punto en que el ojo necesita el deleite de lo diferente. Observar paisajes distintos al rutinario que presenciamos —aunque no observemos— todos los días.
De pronto resulta bastante placentero comenzar una excursión dentro de nuestra propia localidad, salir a caminar, descubrir lugares, callejones, plazas y parques nuevos de los que jamás nos habíamos percatado.
Posteriormente me dedicaré a explorar mi propia ciudad, la selva de concreto y edificios antiguos y modernos que me rodean, sin embargo, en esta ocasión, hablaré de la visita a ciudades distintas a donde resido actualmente.
La capital del mundo de la plata.
En la época colonial la región de Parral tuvo un gran desarrollo como centro minero, agrícola y ganadero. La historia de su fundación menciona que el alférez real Don Juan Rangel de Viezma encontró plata en el cerro de la prieta.
Las leyendas locales cuentan que las vetas de plata de la mina que ahí se construyó eran tan abundantes que parecía como si brotasen espontáneamente del subsuelo.
 
 
El nombre de la mina, por la cual se fundó la ciudad de Parral, lleva el nombre de La Negrita. Este nombre, según las historias, se debe a que el fundador Juan Rangel de Viezma encontró en el cerro donde esta la mina una joven india morena muy hermosa de la cual quedo enamorado y en honor a ella bautizo al cerro y a la mina.
Durante el auge minero de la región en la época colonial, la ciudad de Parral recibió el nombramiento de "Capital del mundo de la plata" por el monarca europeo Felipe IV[]; por esta razón, los lugareños y conocedores de la región suelen llamarla: Parral, capital del mundo.
Es una de las ciudades medias del estado y constituye un importante centro regional para el comercio entre las regiones sur de Chihuahua y norte de Durango.
Su intrincada red de callejuelas y callejones son rasgos distintivos de la ciudad y son éstos los que le hacen conservar su aire colonial.
Viajé a la ciudad el fin de semana pasado, en compañía de mi novio y amigos. Mejor compañía para hacer cualquier viaje o actividad, no existe. Amor y amigos, vaya combinación.
Resultó ser una travesía bastante satisfactoria y, tengo que decirlo, cumplió cabalmente con su objetivo: despejarme de los problemas y múltiples ocupaciones que estas semanas me han abrumado al cansancio.
Decidí simplemente tomar el auto, manejar en carretera y dejar mi lista de pendientes (corta o larga) detrás de mí. Todo fue realmente genial.




Próximo road trip: El Paso, TX. Estados Unidos.

Una imagen


Una imagen dice más...
¿Será?

Lo que comienzas a hacer...


Hablábamos de las cosas que, cuando las realizas una vez, no puedes dejar de hacerlas (ya sea por voluntad propia o por imposición de otros).

Por lo pronto tuvimos estas ideas:

1.      Rasurarte

2.      Tomar coca-cola

3.      Sexo

4.      Pagar impuestos

5.      Tomar alcohol

6.      Cigarro

7.      Fiestas

8.      Viajes

9.      Comenzar un libro

10. 

 ¿Cuál será la número diez?

jueves, 15 de marzo de 2012


La figura, la línea... sutil y continua.

martes, 13 de marzo de 2012

Dudas

Existen tantas preguntas,
hay tantas dudas, futuro incierto;
dudas y anhelos.

Existen demasiadas interrogantes,
inmersas todas en nuestra mente,
enjauladas y enfadadas,
que luchan por salir a la luz,
por alcanzar la verdad.

Existen muchas preguntas,
pensamientos futuros e impredecibles,
dudas, ojos vendados,
una visión estrecha y limitada.





Existen muchas dudas e incertidumbre...
pero lo único cierto,
es que siempre seguirán habiendo dudas.




lunes, 12 de marzo de 2012

Inicio de semana

El inicio de semana nos trae multiples opciones:

1. Continuar con la rutina de la semana anterior.
2.Comenzar una rutina nueva.
3. Concluír las actividades de la semana anterior.
4. Comenzar nuevas actividades, que probablemente no concluyamos para el fin de semana.
...

Particularmente, en este inicio de semana no quisiera continuar con la rutina de la semana anterior, aunque mis trabajos requieren constancia y rutina; no quisiera comenzar una rutina nueva, aunque tengo actividades pendientes que debo comenzar el día de hoy; quisiera ya terminar esos puntos pendientes desde hace varias semanas para comenzar unas nuevas... y así continuar con la tediosa rutina.

Rutina: seguridad en nuestro comportamiento o temor a lo inestable.

jueves, 8 de marzo de 2012

"There's a silent holocaust out there..."

“There’s a silent holocaust out there…”
Afortunadamente tuve algo de tiempo libre este día, y entre otras cosas busqué algunos videos a cerca de los derechos humanos (debido a una tesina que debo presentar en mi maestría, y que seguramente después publicaré en este espacio, ya que es un tema por demás interesante). Después de descargar unos cuantos videos en youtube, pasé a buscar videos a cerca de la discriminación y la eterna lucha que se ha desarrollado desde hace relativamente pocos años. Una lucha que, dicho sea de paso, aún no encuentra un final feliz…
Al respecto de la no discriminación y el respeto a la naturaleza humana encontré un video bastante interesante que me hizo reflexionar.
No es un video de alta producción, ni uno que se realice con motivos académicos —aunque sin duda nos deja una enorme enseñanza—; es, en realidad, la videograbación del discurso de un joven asumiendo una postura definitivamente aplaudible.
Dentro de su corto mensaje, me sorprendió escuchar la frase con la que comienzo esta publicación, y que precisamente es el título de la entrada: “There’s a silent holocaust out there…”
Esta frase me dejó sin palabras y me puso a reflexionar a cerca de la certeza de su aseveración.
¿En verdad vivimos un holocausto silencioso en nuestros núcleos más íntimos?
Probablemente, para muchos, esto les parezca extremo.
Sin embargo, coincido con el pequeño cuando hace esta afirmación, ya que tal vez para unos cuantos afortunados, la discriminación con motivo de las preferencias sexuales no sea un problema mayor, aunque la realidad es que las ideas de discriminación y no tolerancia están presentes todos los días en las calles, las escuelas, las oficinas… en las propias familias.
No cerremos los ojos ante esta vergonzosa realidad, no nos dejemos convencer de que esta situación no se manifiesta en nuestro entorno… seamos sinceros con nosotros mismos y comencemos por aceptar que vivimos inmersos en este problema.
Nos encontramos con nuevas definiciones de conductas: bullying, acoso estudiantil, ¿estrés? Particularmente encuentro una estrecha relación de estos nuevos conceptos, con algo en particular: discriminación.
Está en nuestro poder marcar el inicio de un cambio, por mucho, necesario. Debemos comenzar, cada uno de nosotros, a dar ese primer paso que, junto con todos los demás, terminarán moviendo al mundo. Cierto que un paso no hace mucha diferencia, pero un paso por cada uno de nosotros... dejará un nuevo mañana para nuestros hijos.
Rompamos el silencio que genera el holocausto psicológico del abuso, destruyamos el silencio de ese holocausto que genera el temor a hablar, a expresarnos, a pensar y a decidir.
Hay un holocausto silencioso que sucede allá afuera… ¿Qué vamos a hacer al respecto?
¿Qué voy a hacer al respecto?

Les dejo el video del discurso... Saludos.

video

8 de marzo

Aprovecho estos pocos minutos de ocio (entre revisar tareas y exámenes, redactar tesinas para la maestría y seguir con la novela), para felicitar a todas las personas que por medio del respeto, la dignidad, el trabajo y la dedicación luchan incansablemente por los derechos de igualdad y la no discriminación de todas las mujeres alrededor del mundo.

domingo, 4 de marzo de 2012

Vistas al mundo...







La felicidad es lo que me hace escribir.

La sonrisa de mi rostro, me permite ordenar las ideas y convertirlas en mágicos universos, de color y amor.

Tu compañía me lleva a las galaxias más remotas, y a las profundidades de los océanos más azules.

Me deslizo con ilusiones, respiro anhelos.

Renazco a la vida, con el recuerdo de caricias pasadas y con la ilusión de los besos aún no dados.